La temporalidad del conocimiento

Me estoy haciendo viejo.

Cada día me parece más que la gente sabe menos.

Debe ser porque saben otras cosas que yo no sé, porque yo no sé desaprender.

Saben lo que yo no sé.

Lo cierto es que el conocimiento termina circunscrito en el tiempo y en el espacio. Cada generación olvida tanto como aprende. Renueva el conocimiento que no puede acumular.

Se pierden unas huellas, mientras se marcan otras nuevas.

Y los viejos, miramos con nostalgia el mundo que fue y no volverá a ser. Nos aferramos a nuestro sentido ser pasado.

El baúl de los clásicos…

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s